Hacer partícipes a los niños en la cocina

Cómo ya sabéis o sabréis pronto a medida que los niños vayan creciendo y los podáis ir observando, gran parte del aprendizaje de una criatura se basa de su tendencia innata a la imitación que hacen de los adultos.

Desde muy pequeños los niños y las niñas nos observan…. muy atentamente, sin perder detalle, miran y aprenden, copian miméticamente, todo el que hacemos… lo graban.
Y cada niño, a su ritmo, empieza pues a acompañarnos, imitándonos, por ejemplo, mientras cocinamos.

Juegan a prepararnos deliciosas comidas; a servírnoslas; nos ponen la mesa con los platos, vasos, cubiertos… para nosotros y sus muñecas, peluches…

Es un proceso del juego simbólico totalmente normal y lógico, y que tenemos que permitir e incluso fomentar.

Pero llega un momento en el que lo que ellos quieren es ¡cocinar de verdad!!!! ¡Como papá y mamá! ¡Con cubiertos y comida de verdad… no de juguete ni “de mentira”!

¿Y ahora qué? Y aquí es donde nos entra el miedo de si dejarlos o no… “¡que si se ensuciarán!” “que si lo dejarán todo hecho un desastre”, “que si se pueden hacer daño”…
No hay que sufrir… se puede, y es bueno y muy divertido para grandes y pequeños!

Podemos, por ejemplo, animarlos a que nos ayuden primero a poner la mesa; que traigan los cubiertos y las servilletas, el pan… y más adelante, que coloquen los platos y vasos y la jarra del agua, etc.
Podemos dejar que nos ayuden a lavar las verduras y la fruta antes de prepararla para comer. Pueden partir con los deditos las hojas de lechuga para la ensalada, o pueden ser ellos quienes pongan las aceitunas, los trocitos de frutos secos y el tomate…

¿Y que me decís de hacer un sencillo “pa amb tomàquet”? Frotar el tomate en la rebanada de pan no es peligroso y para ellos será un reto!
Pueden también sacar los guisantes de la vaina y ponerlos en un plato. Del mismo modo, partir las judías con la mano.
Son muy capaces de poner, con una cuchara, la salsa de tomate y el queso en las pizzas caseras por ejemplo… así como decorarlas después con todos los ingredientes que queramos poner entre todos.

Poco a poco podemos ir aumentando el grado de “responsabilidad” y ayuda. Pueden empezar a rebozar la carne (pasarla por el huevo, que pueden haber batido ellos primero, y después por el pan rallado o la harina). O bien, y esto los encantará seguro… ¡ayudarnos a hacer biquinis!!! Sacar el pan de molde del envase y “decidir” cuántos biquinis hay para cada uno “dos para papa, uno para mama, tres para mí!”…. poner el queso de fundir en las rebanadas de pan, el jamón dulce, taparlo y poner un poco de mantequilla o margarina en la parte exterior… y son luego los papás quienes lo ponen al fuego!

Podemos aprovechar para repasar los números y las cantidades… pueden contar guisantes, ordenar los productos de grande a pequeño y a la inversa… repasar los colores mirando la ensalada y su variedad cromática (“¡mmmm… esta ensalada no tiene amarillo! ¿Ponemos maíz?”).

Más adelante, y empezando con unos cuchillos de hoja lisa y no demasiado cortante, pueden empezar a cortar calabacín, tomates e ir aumentando el grado de dificultad. Si les enseñamos a coger bien los cubiertos, explicando que corta y mucho por la hoja, lo entenderán bien y lo harán con cuidado. Por supuesto, estaremos con ellos todo el tiempo vigilando y coordinando.

Hay recetas de galletas y pasteles muy sencillas que podemos preparar juntos padres e hijos! Podemos poner la báscula delante suyo y que, con una cuchara sopera, vayan poniendo la harina o el azúcar en la báscula mientras los mayores controlamos que no se pasen de la cantidad que necesitamos. Nos pueden ayudar a romper los huevos y batirlos, pueden amasar la masa un rato con las manos…, ayudarnos a decorar el pastel.

Otra opción sencilla es hacer flanes caseros, postres de gelatina, helados…

¡Disfrutareis juntos y se lo comerán con ganas! Se sentirán “mayores”, importantes… imprescindibles en casa, de gran ayuda. Fomentaremos su autoestima, la motricidad fina y la relación que tienen con nosotros.

Animaos y… ¡poneos manos en la masa!

¿Queréis seguir jugando a las cocinitas?

Anuncios

¡Expresate!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s