¡A remar!

De 12 a 24 meses

Objetivos: psicomotores y cognitivos

La actividad: Una actividad divertidísima para hacer con nuestros pequeños cuando estamos sentados en el suelo.

  • Nos sentamos en el suelo, frente a frente, con las piernas estiradas y un poco entreabiertas.
  • Es mejor que el niño esté situado entre nuestras piernas.
  • Nos cogemos las manos y nos vamos moviendo hacia adelante y hacia atrás.
  • Empezamos echándonos hacia atrás. Con esto lo que hacemos se arrastrar el tronco del niño hacia adelante.
  • Después le invitamos a estirarse hacia atrás, y nos dejamos arrastrar hacia adelante.
  • Alguna vez podemos simular que nos estira hacia adelante con tanta fuerza que nos hace caer, seguro que le encantará.
  • Podemos seguir un ritmo determinado en los movimientos, como por ejemplo, al son de una canción marinera.

Consejos:

  • En el juego, la colocación de los pies, tanto del pequeño como de los nuestros puede variar.
  • También nos podemos coger por los tobillos, o poner nuestras pantorrillas sobre sus tobillos, pero siempre sin hacer fuerza sobre sus piernas y procurando estar cómodos.

Anuncios

El Pescador

De 9 a 12 meses

Objetivos: psicomotores, cognitivos y sociales

La actividad: El momento del baño será mucho es agradable y divertido si aprovechamos la oportunidad para jugar un poco con nuestro bebé. Tan sólo necesitaremos unas cuántas pelotas de plástico, de diferentes medidas y colores, y un cubo pequeño como los que llevamos al parque.

  • Colocamos al bebé sentado a la bañera, con el agua hasta la barriga.
  • Le mostramos las pelotas de colores para que las explore y, a continuación, las dejamos al agua.
  • Damos el cubo al pequeño y le enseñamos como pescar con el, una por una, las pelotas de colores.
  • Le dejamos un pequeño recipiente junto a la bañera, para que el bebé ponga dentro las pelotas que vaya pescando.
  • Cuando las tenga todas dentro del cubo, seguro que querrá empezar el juego otra vez.

  Consejos: Podemos enseñar al bebé que ocurre cuando hundimos las pelotas de plástico y las soltamos de repente, procurando que aprenda a hacerlo, puesto que le gustará mucho verlas saltar una y otra vez al agua.

Las Fotos

De 6 a 9 meses

mama_y_bebe_leyendoObjetivos: sensoriales, cognitivos, sociales y afectivos

La actividad: Buscamos fotografías grandes y vistosas de animales, coches, trenes, aviones, etc… También podemos hacer algunas ampliaciones de fotos de lugares donde haya ido el bebé recientemente o utilizar álbumes de fotos familiares.

  • Con las fotos elaboramos un pequeño álbum, si puede ser, con cubiertas de colores llamativos y hojas duras y resistentes.
  • Es una ocasión ideal para compartir nuestro tiempo con el pequeño.
  • Nos sentamos el bebé en el regazo y le explicamos que vamos a mirar fotos.
  • Aunque él no nos acabe de entender del todo cuando vea el álbum de fotos sentirá una gran curiosidad por saber de que se trata.
  • Llega el momento de abrir el álbum e ir pasando hojas, al mismo tiempo que le vamos explicando lo que se ve a las fotos, qué ruido hace, donde lo ha visto, para que sirve, etc…

Bocadillo Fotos_cast

Consejos:
Si en el álbum hay fotos familiares el pequeño se divertirá aprendiendo a reconocer caras de personas. Las fotos de él mismo podemos esperar a enseñárselas más adelante.

Bibliografia Bufa Bufa_cast

Las cintas

De 12 a 24 meses

cintes

Objetivos: Psicomotores,afectivos y sensoriales

La actividad: Si queremos ejercitar a nuestro hijo o hija en la manipulación de objetos, y al mismo tiempo tener un rato de juego entretenido, con unas sencillas cintas de papel lo podemos conseguir.

  • Preparamos unas cuántas cintas de papel de varios colores, de unos 40 centímetros de longitud. Si queremos sorprender al niño, podemos intentar conseguir papel rizado, que tiene una textura divertida y más resistente.
  • Cogeremos una cinta cerca de donde esté nuestro hijo.
    Empezamos a mover las cintas y a hacerlas ondear en todas direcciones y a diferentes velocidades.
  • Seguro que el niño querrá unirse al juego en seguida, así que dejaremos más cintas en el suelo.
  • Le enseñamos como cogerla, como la debe mover, ayudándolo al principio, cogiéndole la mano mientras hacemos que se mueva la cinta.
  • Si ponemos música variada y cantamos una canción, podemos mover las cintas al sonido de la música y hacer diferentes figuras al aire.

Bocadillos cintas

Consejos: Si queremos conseguir más altura, podemos atar la cinta a un palo y jugar moviéndolo.

Bibliografia Bufa Bufa_cast

compartir verde

¡Romper papel!

De 9 a 12 meses

Objetivos: sensoriales, psicomotores y cognitivos

La actividad: ¿Habéis visto cómo se divierte al niño del vídeo vinculado a la foto? La verdad se que romper papel puede ser mucho más que una actividad divertida, es una forma increíble de estimular la sensibilidad táctil y sus habilidades creativas.

  • Ponemos cerca de nuestro bebé unos cuántos papeles de seda de colores vivos y dejamos que los examine.
  • Si no hace nada, nos sentamos a su lado y doblamos o rompemos uno de los papeles para llamar su atención.
  • Seguro que enseguida quiere imitarnos y, si es necesario, le podemos ayudar un poco al principio para que aprenda a hacerlo.
  • Doblando y desgarrando papel, la imaginación del niño crea formas muy diversas. Podemos enseñarle a doblar el papel dos veces, o por la mitad.
  • Para acabar, podemos hacer una figura sencilla con el papel, como un pajarito o un avión, para que nuestro bebé juegue.

Consejos: Podemos intentar que nuestro bebé rompa el papel de manera dirigida, en trozos cada vez más grandes o más pequeños, para conseguir un primer acercamiento a la noción de medida.

Chapoteos

De 3 a 6 meses mami-bebe-baño

Objetivos: psicomotores y cognitivos

 La actividad: El baño tiene que ser un momento agradable y de diversión para nuestro bebé. Una buena forma de divertirnos en el baño es jugar a los chapoteos.

  • Preparamos la bañera llenándola de agua no más de palmo y medio. La temperatura deberá ser la misma que usamos cuando bañamos habitualmente al niño.
  • Lo cogemos por debajo de las axilas y lo ponemos suavemente dentro de la bañera. Cuando notamos que toca el fondo con sus pies lo subimos otra vez y lo hacemos bajar, sin mucha velocidad y con mucha suavidad, para que salpique. Si vemos que le gusta podemos repetir esta acción varías veces animándolo y riendo con él.
  • El siguiente paso se enseñarle a chapotear, riendo cuando salte el agua. Seguro que enseguida será él quien lo haga sin la nuestro ayuda.
  • Tendremos que estar preparados para recibir salpicaduras de agua y para recoger la que pueda caer fuera de la bañera. Un motivo fantástico para volver a ser niños. Es muy importante no dejar el niño sólo en al agua.Bocadillo Xipollejos_cast

Consejos: Podemos dejar al alcance juguetes blandos flotando en el agua para ver si se anima a jugar con ellas. Mientras jugamos podemos cantar.

Bibliografia Bufa Bufa_cast

¡Estira, estira!

De 9 a 12 meses

bebes-sorpresa

Objetivos: psicomotores, cognitivos y sociales

La actividad: Con un retal de tela resistente podemos ayudar al bebé a hacer ejercicio de una manera divertida y entretenida:

  • Nos sentamos con el bebé en el suelo. Uno delante del otro.
  • Le damos un trozo de tela suave y largo. Esperamos que lo examine.
  • Cuando creemos conveniente, cogemos un extremo de la pieza de tela y estiramos con suavidad, haciendo pequeños estirones y aflojando de vez en cuando.
  • Tenemos que tener cuidado de no soltar la tela para evitar que el bebé caiga hacia atrás.
  • Esperaremos a que el bebé estire de la tela y le responderemos con una risa. Volveremos a estirar y reír.
  • Cuando estire de nuevo podemos hacer ver que nos arrastra. Seguro que le resultará divertido.
  • Bocadillo Estira Estira_cast

Consejos: Si no tenemos un trozo de tela podemos usar una bufanda o un pañuelo.

 

El pequeño batería

De 24 a 36 meses

_MG_4844

Objetivos: sensoriales y psicomotrices

La actividad: Con vasos de cristal y un poco de agua podemos crear un instrumento musical muy divertido.

  • Necesitaremos cuatro vasos de cristal de altura media y que tengan un buen apoyo.
  • Llenamos los vasos con agua a diferentes niveles.
  • Dejamos los vasos sobre una mesa por orden de más a menos lleno. Y le damos al niño una cuchara.
  • Invitamos al pequeño a que golpee ligeramente, con la cuchara, los bordes de los vasos para ver que pasa.
  • Rápidamente descubrirá que suenan diferente y se animará a crear su propia música.

Bocadillo Petit Bateria_cast

Consejos: Se puede añadir colorante alimentario al agua para que los niños puedan identificar cada sonido con un color diferente. De este modo podemos potenciar también la memoria.

 

Ballmanetes

De 0 a 3 meses

 

Objetivos: psicomotores y cognitivos

La actividad: Para hacer esta actividad es aconsejable que el bebé esté estirado de panza arriba.

  • Nos situamos delante del bebé y le saludamos suavemente, para que se dé cuenta de nuestra presencia.
  • Le cogemos de los bracitos y se los vamos moviendo de forma que vaya hacieno palmas con sus manitas.
  • Mientras le ayudamos a picar de manos, le cantamos una canción con un ritmo pausado.
  • De vez en cuando vamos acariciando las mejillas del niño. Unas veces con sus propias manos, otras con las nuestras.
  • Al acabar la canción podemos darle un beso, o bien cosquillas a la barriga.

 

Consejos: Podemos acariciar al niño con una pluma. El ritmo de la canción puede ser más rápido cuanto mayor sea el niño.

Punteria

De 12 a 24 meses

Objetivos: psicomotores y cognitivos

La actividad: Una pelota pequeña y un par de botellas de plástico o brics pueden servir para afinar la puntería.

• Preparamos un espacio amplio libre de obstáculos.

• Ponemos en el suelo las dos botellas de plástico, un poco separadas entre sí. Nos sentamos con el pequeño a un metro, aproximadamente, de las botellas.

• Invitamos al niño a tirar la pelota con una mano, al principio para hacer caer las botellas y más adelante para que la haga pasar entre ambas sin tumbarlas.

• Poco a poco podemos ir alejando las botellas, con lo cual aumentamos la dificultad del juego.

Consejos: A medida que el juego sea más familiar para el niño podemos añadir variaciones pidiéndole que eche la pelota con la otro mano o con los pies, chutando.